Skip links

Diseño industrial vs Diseño de producto

 

¿No sabes muy bien cómo diferenciar entre el diseño industrial y el diseño de producto?

Es una duda de lo más normal y típica, por eso, hemos querido dedicar el post de hoy a contarte las diferencias entre estos términos para que nunca más dudes entre diseño industrial y diseño de producto.

Somos líderes en el diseño de renders 3D, y por eso, desde Behind Pictures, llega el momento de responder a la eterna pregunta: ¿Cuál es cual?

¿Qué es el diseño de producto?

Cada producto que se te ocurra siempre surgirá desde una idea que pretende resolver una necesidad del mercado.

Y es precisamente esta idea la que da lugar al diseño de producto. Por lo tanto, el diseño de producto es la acción de plasmar una idea, con el objetivo de solventar una necesidad específica de las personas. 

Durante el diseño de producto se definirán todas esas características que debe poseer el producto para cumplir con su cometido; y posteriormente, verificar si, en efecto, se trata de una idea con un gran potencial económico.

¿Qué es el diseño industrial?

Por otra parte, el diseño industrial busca ir un paso más allá que el concepto anterior. El diseño industrial tiene un propósito claro, y es el de encontrar nuevas ideas que puedan ofrecer a los consumidores soluciones prácticas y eficientes a cualquiera de sus necesidades. 

El diseño industrial incluye las etapas de conceptualización de ideas del diseño de productos, aunque se enfoca principalmente en aquellos que alberguen cualidades industriales; es decir, que puedan ser producidos en masa

Diferencias entre el diseño industrial y el diseño de producto

Seguro que ya te has dado cuenta, y es que el diseño industrial engloba al diseño de producto en sí.

Un diseñador industrial tiene las capacidades y conocimientos para diseñar prácticamente cualquier objeto de cualquier clase. Y dentro del diseño industrial hay diversas ramas de especialización, y una de ellas es el diseño de producto.

Proceso del diseño industrial

Como decíamos al principio, el diseño industrial está a merced de las necesidades del mercado, por lo que siempre habrá que estar alerta para detectar nuevas oportunidades. 

Una vez detectada, empezará un proceso compuesto por varias etapas en las que el objetivo será poner a prueba a un determinado producto, con tal de verificar si se trata de una idea que pueda satisfacer una necesidad común y generalizada

A continuación, te detallamos el que sería el proceso que atravesaría un producto dentro del marco del diseño industrial, para su eventual inserción en un sector específico del mercado.

Tener una idea

La idea es la clave indispensable del diseño industrial, y se la selecciona en base a una serie de necesidades que puedan ser solventadas mediante un objeto específico.

En esta primera etapa se elabora una planificación para dicha idea. Se trata de definir y crear una ruta para que el equipo de diseño pueda acometer la tarea de crear un nuevo producto.

Hay que detallar las tendencias del mercado, la visión y esencia del producto dentro de las mismas, los materiales, el presupuesto, la funcionalidad, los plazos de entrega…

Evaluar el producto

Siguiendo la premisa del diseño de producto, la siguiente fase del diseño industrial, será evaluar la factibilidad de la idea para complacer las necesidades impuestas por el consumidor.

Aquí es donde se realiza la valorización total del producto, así como también se analiza su viabilidad dentro el sector del mercado en el cual competirá.

Por lo tanto, habrá que analizar todo lo detallado en la idea para ver si realmente este proyecto funcionará.

Diseños preliminares

Una vez concluida la etapa de evaluación del producto, el siguiente paso en el diseño industrial será visualizar los detalles que girarán en torno a la idea.

Primero se plasmarán en papel los distintos conceptos de la misma, junto a los costes estimados que requerirá la etapa de fabricación, distribución, marketing, etcétera. De esta forma se tendrá una idea global de todo lo que implicará la producción de este producto.

Prototipo

Lo siguiente será preparar distintos prototipos, los cuales deberán reflejar diferentes aspectos de la idea principal, con tal de llegar a el mejor resultado.

En el diseño industrial esto se hace principalmente para detectar los beneficios que ofrecerá el producto, cada una de sus posibles aplicaciones, y cómo puede satisfacer a la audiencia a la que está dirigido

Lo más importante en este punto es asegurar una buena experiencia de usuario.

Fase de pruebas

Aquí el diseño industrial ya se encuentra en una etapa avanzada, y en donde se deben minimizar considerablemente la probabilidad de errores.

En la fase de pruebas sucede eso mismo; se comprueban las condiciones en la que se encuentra el prototipo, y se lo somete a diversas pruebas para evaluar la calidad del mismo, su funcionamiento y si cumple con los objetivos para los que se ha diseñado.

Fabricación en serie

Una vez acabado el proceso del diseño industrial del producto, se procederá a preparar su lanzamiento al mercado.

Las partes que sean dueñas de la idea principal iniciarán la fabricación en serie del producto, y se encargarán de llevarlo a las tiendas que lo acercarán a los consumidores finales.

Behind Pictures, tu estudio de renders 3D en Barcelona para diseño industrial

Ahora que ya tienes clara la diferencia entre diseño industrial y diseño de producto, llega el momento de que pongas en practica tu proyecto, y nosotros estamos aquí para ayudarte.

Contacta con nosotros y cuéntanos tu idea, nosotros nos encargaremos de diseñar un modelo en 3D para que estés un paso más cerca de tus objetivos.

¡Somos tu estudio de renders 3D en Barcelona!

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia web.
Explore
Drag